Navidad, ¿sí o no?

Sé que la mayoría de cristianos conocen que Jesús no nació en estas fechas, y que el origen de la festividad es completamente pagano, que fue cristianizado por la Iglesia dominante a lo largo de la historia, así como “cristianizó” otras muchas costumbres y festividades. Pero aquí no estamos para criticar, sino para construir y edificar.

Algunos me han preguntado por diversas vías lo que pienso, y otros directamente han preguntado qué debe hacer un cristiano, en concreto, qué deberíamos hacer los Adventistas de Séptimo Día, denominación a la que pertenezco.

Como hay mucho material, no sería pedagógico poner todo aquí, pero sí puedo poner un resumen de un intercambio de correos que lo ejemplifica bastante bien y suficientemente.

Recibí este correo de una persona (omito el nombre):

Pastor disculpe la molestia pero tengo una  pregunta, ojalá me pueda responder. Como usted sabe se acerca la Navidad y muchos cristianos no la celebran y muchos si. Yo tenía entendido que la Iglesia Adventista no la celebra pero he escuchado a pastores adventistas decir que sí podemos, y otros dicen que no.

¿Se debe o no celebrar la navidad?

Mi respuesta, insisto, sumaria y resumida recoge la esencia:

Apreciada XXXXXXX:

Jesús no nació en Diciembre, muy posiblemente lo hizo en Septiembre/Octubre. El origen de la festividad es completamente pagano, aunque luego la Iglesia Católica lo cristianizó.

No obstante, es una oportunidad de compartir el evangelio de forma más natural, pues es una época en la que todo el mundo celebra el nacimiento de Cristo (aunque sea una fecha equivocada) y debemos aprovechar la oportunidad para hablar a otros de Cristo.

Sobre si se debe celebrar o no, en el momento que nos negamos a celebrarla completamente, estamos desperdiciando la oportunidad de compartir a otros sobre Cristo. Lo que tampoco es correcto es perder de vista el “verdadero” motivo de celebración (nacimiento de Cristo) y celebrar solamente los regalos, las grandes cenas, etc. el consumismo.

Incluso Elena G de White dice que no es malo tener un árbol de Navidad en la iglesia, si se usa para recoger ofrendas o regalos para los necesitados. Hay un capítulo completo del libro Hogar Cristiano dedicado a la Navidad (capítulo 77), escrito por Elena White. En ese capítulo ella dice:

Está bien que nos otorguemos unos a otros pruebas de cariño y aprecio con tal que no olvidemos a Dios, nuestro mejor Amigo. Debemos hacer regalos que sean de verdadero beneficio para quienes los reciban. Yo recomendaría libros que ayuden a comprender la Palabra de Dios o que acrecienten nuestro amor por sus preceptos. Proveamos algo que leer para las largas veladas del invierno.3 {HC 435.4}

Los que quieran ofrecer regalos valiosos a sus hijos, nietos o sobrinos, pueden proporcionarles los libros mencionados arriba, que se destinan a los niños. Para los jóvenes, la Vida de José Bates es un tesoro; también lo son los tres tomos de El Espíritu de Profecía. Estos tomos debieran estar en cada hogar del país. Dios está dando luz del cielo, y ni una sola familia debiera quedar privada de ella. Sean los regalos que ofrezcáis de tal índole que derramen rayos de luz sobre la senda que conduce al cielo.4 {HC 436.2}

Finalmente Elena de White dice:

“¿Tendremos árbol de Navidad?”—Agradaría mucho a Dios que cada iglesia tuviese un árbol de Navidad del cual colgasen ofrendas, grandes y pequeñas, para esas casas de culto.* Nos han llegado cartas en las cuales se preguntaba: ¿Tendremos un árbol de Navidad? ¿No seremos en tal caso como el mundo? Contestamos: Podéis obrar como lo hace el mundo, si estáis dispuestos a ello, o actuar en forma tan diferente como sea posible de la seguida por el mundo. El elegir un árbol fragante y colocarlo en nuestras iglesias no entraña pecado, sino que éste estriba en el motivo que hace obrar y en el uso que se dé a los regalos puestos en el árbol. {HC 438.2}

Por lo tanto, y cerrando el comentario, es lícito celebrar la Navidad, pero no como todos lo hacen, sino compartiendo el amor y el cariño con la familia, y el Evangelio con los vecinos.

Espero haber respondido su pregunta. Bendiciones.

Espero igualmente que la mayoría de los creyentes, sean de la denominación que sea, entiendan que aunque el origen sea pagano, es una oportunidad de dar ejemplo en caridad, cariño, cristianismo, amor y amistad, además de cuidar de los que más necesitan. Es un momento en el que se nos brinda una oportunidad especial para compartir el amor de Dios. Lejos de criticar, demos ejemplo del verdadero Espíritu de la Navidad, que es el mismo Espíritu que debería dirigir la vida de todo creyente todo el año, pero que ahora, por el contexto, es más posible que nos escuchen.

Feliz Navidad a todos, y feliz año nuevo, cuando llegue.

Anuncios

One thought on “Navidad, ¿sí o no?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s